Senador Chahuán pide al gobierno dar urgencia a proyecto que establece acompañamiento a mujeres con embarazos complejos

Comparte en tus Redes Sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

embarazo

Sostuvo que la iniciativa tiene apoyo transversal y plantea el acceso a apoyo psicológico y económico durante el embarazo y después del parto.

Junto con rechazar el anuncio del Sernam de suprimir la línea 600 que entrega asesoría telefónica permanente a madres con embarazos complejos o que estén pensando en abortar, el senador Francisco Chahuán pidió al gobierno otorgar urgencia al proyecto de ley que establece un sistema de acompañamiento permita a la madre y a la familia afectada enfrentar dicho tipo de embarazos y lo que implica.
El integrante de la Comisión de Salud recordó que la iniciativa, que valoró por su transversalidad, se encuentra radicada en dicha instancia legislativa y se inspira en la normativa de Puerto Rico, país que ofrece acceso a las mujeres a apoyo psicológico y económico durante el embarazo y después del parto.
Chahuán agregó que al proyecto, presentado en 2013 junto al senador Fulvio Rossi y los entonces parlamentarios Carlos Larraín, Mariano Ruiz-Esquide y Gonzalo Uriarte, se suma otro similar, del senador patricio Walker, lo que revelaría transversalidad para abordar la materia.
Por otra parte, el legislador RN rechazó el anuncio del Sernam de suprimir la línea telefónica de asesoría permanente a las mujeres con embarazos complejos o que estén pensando en abortar y sostuvo que “no es la vía indicada”.
Al respecto, insistió en la importancia de dar urgencia al proyecto presentado, que a su juicio resultaría “eficaz y eficiente”, pues “ante embarazos complejos hay que reaccionar acompañando el proceso, dando prioridad en otorgamiento de horas médicas a las mujeres y sus hijos, la posibilidad de facilitar la entrega de licencias médicas como otro tipo de subsidios que permitan facilitar el camino para que estas madres opten por la vida.”
Vale señalar que el texto legal plantea que “cuando a una criatura en gestación le sean diagnosticadas anomalías severas, que comprometan con toda certeza su viabilidad con posterioridad al nacimiento, su familia tendrá derecho a ser inmediatamente informada sobre la opción de contar con acompañamiento y cuidado paliativo”.
La declaraciones las formuló el senador en el marco de la reunión sostenida junto a parte de la directiva de ese partido y una delegación representante de 40 organizaciones Pro Vida de Chile, quienes les entregaron una serie de propuestas orientadas a proteger y formular una red de apoyo para la mujer embarazada y establecer mejoras en el sistema de adopción de menores.